Categorías
Blog

TPV integrada en la centralita virtual: ¿por qué y cómo?

En el paradigma de la industria 4.0 la automatización ya no es una opción en la cadena de valor de cualquier empresa, sino la línea roja entre la obsolescencia y la supervivencia. Dicho de otra manera: cualquier negocio que no incorpore la tecnología inteligente en sus procesos está abocado a la desaparición.

En ámbitos como la venta telefónica, el comercio electrónico o la prestación de servicios a distancia, entre otros en los que la interacción empresa-cliente se realiza prioritariamente por teléfono, esto significa adaptar nuestros sistemas de pago para facilitar el uso seguro de la tarjeta bancaria por teléfono.

Es decir, que la integración de la TPV en la centralita virtual es una necesidad ineludible. En esta entrada te explicamos brevemente por qué y cómo se hace.

Centralita virtual y TPV, el tándem perfecto

Si ofreces tus productos y servicios por teléfono, lo lógico es habilitar el canal telefónico para hacer pagos; y que estos pagos sean ágiles y seguros, conforme al estado del arte y a los criterios de seguridad establecidos por la industria de las tarjetas bancarias de crédito y débito.

Hace tiempo que las centralitas analógicas o tradicionales han cedido el paso a las centralitas virtuales con tecnología VoIP (o de voz sobre protocolo de internet). En paralelo, los pagos mediante TPV y datáfono son una realidad plenamente asentada. El punto de confluencia de ambas tecnologías ofrece valiosas sinergias que no debemos dejar pasar de largo.

Cerrar una venta en una sola interacción es el ideal en cualquier proceso comercial, y la principal razón de ser de esta integración: permitir al cliente el pago inmediato del producto o servicio que desea adquirir. Esa tarea puede automatizarse total o parcialmente (en función del modelo de negocio específico) con estas dos herramientas.

TPV en la centralita con la solución PAYby CALL

Si haces cualquier tipo de venta telefónica, sea a la escala que sea, es muy probable que ya cuentes con una centralita virtual; y lo más seguro es que también utilices una TPV para que tus clientes puedan pagar con tarjeta. Entonces, ¿por qué no usas un método seguro como PAYby CALL?

La automatización del proceso alcanza así otro nivel, minimizando la intervención humana (y sus potenciales riesgos de error o de uso malintencionado de datos) y permitiendo la realización de numerosas transacciones a la vez, en cualquier momento del día o de la noche, los 365 días del año. No hace falta abundar en el impacto positivo que esto tiene en las ventas.

Pero el punto fuerte es la seguridad incrementada que brinda para tanto para el usuario como para la empresa. Por un coste mínimo, tenemos la certeza de que los datos del usuario no quedan almacenados en ninguna parte y nos curamos en salud ante posibles estafas o incumplimientos de los requisitos de la entidad financiera.

¿Cómo se integra PAYby CALL entre una TPV y una centralita virtual?

Evidentemente, los detalles del procedimiento técnico quedan en manos de los especialistas, pero lo que nos interesa saber es que la integración de nuestra aplicación de cobro seguro con tarjeta se realiza sin fricciones, de la misma manera que otras aplicaciones habilitan la integración con nuestros sistemas ERP o CRM para optimizar los procesos y el servicio al usuario.

Una vez se realiza la configuración adecuada, el sistema quedará listo para su uso a pleno rendimiento, a saber, desde la recepción, clasificación y redireccionamiento de llamadas entrantes y salientes hasta el momento de la transferencia de la llamada al sistema automático de pago con tarjeta.

La pasarela cuenta con diversas funcionalidades que permiten adaptarse a cada caso específico. Podemos optar por un sistema híbrido humano-máquina o 100 % automatizado; podemos establecer un menú de navegación telefónica por teclado (DTMF) o por voz (ASR); podemos gestionar ventas, pero también preautorizaciones, devoluciones, pago de tributos, recobros y otros; tokenización; diferentes idiomas; etc.